martes, 27 de marzo de 2012

Re-volver

Le he hecho tres nudos de seis lazos al tiempo, le digo a C mientras tomamos el segundo café del día. C no contesta porque aún no sabe interpretar las señales mudas que suelo emitir cuando tengo mucho que exteriorizar, no sabe y a sus casi 47 posiblemente jamás le hará falta saberlo. Hablamos entonces de piedras, de margaritas naranjas y de diminutas colecciones que guarda desde niña, la escucho como si sus palabras tuvieran un matiz vago de recuerdos. Entonces pienso en mi caja de Portugal y en los tesoros que M y yo recogimos de la ría. Dónde se van las cosas que olvidamos, C? ¿tú lo sabes?, C remueve el café, me mira fija y ésta vez suspira tan hondo que desaparece.





Me encanta ésta canción de BB..

28 comentarios:

  1. Yo creo que las cosas no se olvidan del todo sino que quedan escondidas en la memoria

    Me gusta tu taza Ló, pero sobre todo me gusta lo que me haces sentir al leerte, eres tan cercana y acogedora que siempre me voy con sensación de bienestar

    ptons princess

    ResponderEliminar
  2. ah y la canción de Bebe es genial, de las mejores de ella a mi parecer

    ResponderEliminar
  3. Dice mi poeta de cabecera: Las cosas que han pasado cambian continuamente.

    Ahí se va lo que olvidamos.

    ...hasta que nos encontramos con la caja de Portugal y nos re-vuelve la memoria.

    ResponderEliminar
  4. Yo diría que al Limbo, pero parece ser que ese es un espacio poco accesible y privilegiado. Quizá se queden dónde siempre debieran haber estado, donde a nadie le importa.

    ResponderEliminar
  5. Tenemos unas pequeñas habitaciones cerca del dique que separa ventriculos y aurículas y alli se guardan...hay que saber abrir la puerta ..sino se secan...

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Me encantan tus tazas¡¡

    Estoy con Pluvisca, creo que se guardan en esas habitaciones internas y poco ventiladas que huelen a humedad y a las que ya nunca dan ganas de acercarse

    Besitos guapa y a ver si un día nos tomamos un café juntas!

    ResponderEliminar
  7. Opino igual que los demás, tus palabras son acogedoras, eres como ese café que se toma en invierno tranquilamente. Muy bonita la canción, no la conocía.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  8. no se van, se esconden en nosotros pro que de tan a gusto se encuentran, no desean salir.
    Además...para qué?

    ResponderEliminar
  9. zarpado tema de Bebe! te leo y yo voy por la tercer taza de café del día.. abrazo grande (:

    ResponderEliminar
  10. MI querida LÓ, las cosas que olvidamos se van a un lugar profundo... o bien a esconderse y protegerse de ese olvido y del paso del tiempo... o bien para dejar paso a otros muchos lazos del tiempo...de cada tiempo que nos toca vivir y apurar al máximo.Te dejo mi abrazotedecisivo lleno de margaritas frescas y olorosas de primavera...es un placer venir a tu espacio...eres muy grande LÓ.
    Muacks

    ResponderEliminar
  11. Volver ... que es un soplo la vida.... las nieves del tiempo platearon mi sien...
    Revolverse: revelarse, ir en contra de algo, darse la vuelta con rapidez....

    ResponderEliminar
  12. Si descubres donde se esconde el olvido ya me lo dirás. Hay un montón de cosas que me urge recuperar :)


    Besazos enormes

    ResponderEliminar
  13. margaritas naranjas, tan solo por eso vale la pena no olvidar.
    Besos naranjas.

    ResponderEliminar
  14. El otro día vacié un armario de un trastero, y me aparecieron cosas OLVIDADAS en el recuerdo de los años y a las que miré como si fueran inquilinos nuevos invadiendo un espacio que yo me he esforzado en liberar.
    Así que con cierta nostalgia pero con fuerza, las puse dentro de una vieja cesta y las dejé a un ladito de los cubos de basura callejeros, esperando que alguna alma noble fuera capaz de cogerlas y mimarlas con todo el cariño que en su momento les puse yo.
    SOLTAR LASTRES este es mi lema ahora... sí, soltar y recoger lo mínimo.
    BESOS QUERIDA BESOS MIL, CUIDATE, FELICES DÍAS!!!

    ResponderEliminar
  15. Las cosas que olvidamos en el fondo sabemos que no las olvidamos, siempre están ahí, presentes, quizás con miedo a salir, quizas porque nos ponemos límites, por no dañarnos, por temor a sentir que lo nuevo no es mejor que lo anterior, yo más que olvido, suelo tomarlo como un bloqueo. besos!

    ResponderEliminar
  16. He disfrutado mucho paseando por tu blog, con tus preguntas, tus intrigas, tu magia...

    No sé adódónde se quedan, quizás duermen en algún rincón de la memoria

    Abrazos y buena semana

    ResponderEliminar
  17. Supongo que algunas casi parecen irrecuperables, hasta que un día topas con ellas de bruces y te alegran el día.
    Besos!

    ResponderEliminar
  18. Hola Guapiisisiiima ,he estado y estoy muy alejada del blog por diferentes causas pero tenia que venir a esta tu casita para devolverte mi tardia visita y mi tardia felicitacion por el año nuevo (mas vale tarde que nunca ,no ).Muacks y mas remuacks :)

    ResponderEliminar
  19. En el corazón de cada uno.

    Besibrazos.

    ResponderEliminar
  20. oooooooh!!!... Me encantasssssss!!!... No he tenido que machacarme la cabeza (que en ocasiones sucede) en traducir letras garabateadas para demostrar que no soy una máquinaaaaaaaaaaaaaa. Te lo agradezco enormemente... Te Quierooooooooooooooooooooooooo

    Perdona, pero mis instintos básicos son irrefrenables, cuando después de un tiempo recupera algo apreciado para mí: La libertad de comentar y solo picar en "publicar"... y nada másssssss... Se me apareció un ángel... tú... jajajajajajaja

    Besibrazosssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja Guille...me has hecho sonreír, la verdad es que a los Srs de blogger se les ha ido la pinza con la verificación de palabra, a mí me pone directamente en el disparador, pufffffff!

      Besos! :)

      Eliminar
  21. Hola Ló,
    Gracias por tu visita, me encantó tu casa... volveré :))
    (Esa canción de BB tiene mucha historia para mi!! )
    Besos!!

    ResponderEliminar
  22. Creo que las cosas que olvidamos no se van, solo se esconden, quizá en una taza de café. Y ya vendrá otra tacita humeante, a recuperar la instancia que creíamos olvidada en el momento en que menos lo esperemos.
    Algunos recuerdos son así: nos asaltan de imprevisto.
    Un beso al vuelo:
    Gaby*

    ResponderEliminar
  23. Hoy he pasado con calma, por eso he leído los comentarios, si tuviera cerca a Guillermo le daría un abrazo, je, je, detesto esa palabreja, la cual a veces, ni con gafas la veo bien, la tengo que escribir hasta tres veces, y la verdad es que sigo intentándolo, porque no quiero trastornarme pensando que soy un robot.
    En cuanto a los recuerdos, estoy con Javier, pienso que no olvidamos nada, al menos mientras estamos sanos, creo que ellos encuentran un lugar donde se encuentran a gusto y no salen de allí, hasta el día que añoramos algo, entonces salen corriendo y podemos recordar hasta el mínimo detalle de lo que ocurrió ese día. Bendito escondite donde están todos mis recuerdos, espero que sigan allí durante toda mi vida, y sobre todo que acudan a mi memoria cuando los nombre.
    He estado liada y pochita, pero pasar por tu casita y leerte es todo un relax. Besitos.

    ResponderEliminar
  24. QUE hermosa margarita que dice tantas cosas cual es tu nombre? m, p, c,
    eres increible
    in-cre-ible
    donde van las personas a las ke suplantamos?
    e?
    es tu caso?
    suerte
    te e mirado tan de cerca q despareces

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no tengo ni idea de dónde van las personas que suplantamos porque nunca he sido suplantada (que yo sepa) y desde luego bastante tengo yo conmigo misma como para ir por ahí suplantando cosas, almas o piedras..

      Su-plantar, curioso verbo..

      Bueno ANO-NIMO, gracias por tu comentario pero la próxima vez que sientas la necesidad de teclear bilis en mi blog hazlo bajo una identidad y no parapeteado/a tras un anonimato, e?

      Eliminar
  25. Margaritas naranja; me gusta ese color ¿será por las naranjas o por los atardeceres que me elevan hacia mi rincón? Como es la fecha casi de mañana te deseo una feliz semana. Nos leemos a la vuelta le digo a L. y ella me dice, que quizás, quien sabe. Hasta pronto. Besos. (por cierto fotografié margaritas de distintos colores, ¿serán margaritas?)

    ResponderEliminar

*** No siempre puedo contestar los comentarios de forma individual, no siempre puedo visitaros y corresponder como me gustaría, pero siempre, siempre, SIEMPRE os atesoro.

Gracias, de corazón, por vuestra compañía. ***