lunes, 27 de febrero de 2012

Dolce Vita

Mis gafas +1 funcionan estupendamente y al menos ya no siento que se me caen los ojos sobre el teclado de tanto intentar enfocar las teclas. Pulso sin parar, a veces el ritmo de mis dedos no se corresponde y entra en conflicto con mi cerebro. La velocidad de crucero me lleva a la ensoñación..y ésta me reconduce a la niñez. Qué tiempos aquellos en los que la vida entera cabía entre las cuatro esquinas de una colchoneta y en ella, tumbadas, la ingravidez y yo a la intemperie de un verano abierto al firmamento.



(..no puedo escuchar ésta canción sin sonreírme... :))


4 comentarios:

  1. Cuantos recuerdos me trae esa canción, Ló!! debemos ser de la misma quinta ja ja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me pilló en plena adolescencia, AMELIA jeje ;))

      Eliminar
  2. Con la primavera se nos redespiertan los sentidos... y leyendote & escuchando la Dolce Vita... tambien me sonrio. Besos

    ResponderEliminar
  3. QUIÉN PUDIERA ENCONTRAR LA COMBINACIÓN QUE NOS ABRIERA EL CIELO!!! :)

    ResponderEliminar

*** No siempre puedo contestar los comentarios de forma individual, no siempre puedo visitaros y corresponder como me gustaría, pero siempre, siempre, SIEMPRE os atesoro.

Gracias, de corazón, por vuestra compañía. ***